Tips para escoger el cochecito de tu bebé

No debemos tomar a la ligera la elección de un cochecito, porque nuestro bebé va a pasar mucho tiempo allí, y debe estar seguro y cómodo. Necesitamos además considerar las posiciones que permite y su maleabilidad: si es muy complicado de armar y desarmar, a la hora de transportarlo en coche o es transportes públicos va a traernos problemas.



A nivel comodidad, necesitamos observar el acolchado: algunos cochecitos vienen con uno directamente adherido a la estructura, pero otros lo traen de forma que podemos sacarlo para lavarlo o cambiar el estampado.
Claves para elegir el cochecito de tu bebé
También tenemos que prestar atención a la tela, porque hay algunas muy calurosas que hacen que el bebé transpire demasiado y otras muy rústicas que pueden provocarle erupciones en su piel. Con respecto al color, depende de una combinación entre nuestro gusto y su funcionalidad: si queremos que dure mucho, convienen colores oscuros que no revelen las manchas de forma muy evidente; pero si preferimos que combine con los colores pasteles con que suele vestirse a los bebés, convienen los tonos claros.
Es preferible que la inclinación del cochecito sea ajustable. Si se mantiene en 90º, cansa mucho al bebé –esa posición sólo es útil cuando lo alimentamos, para que no se atragante. Siempre debe estar un poco más reclinado, para que pueda descansar, pero ver hacia adelante también. Hay cochecitos con niveles de inclinación ya marcados, y otros que permiten detenerse y asegurar la graduación que nosotras queramos. Estos últimos pueden hasta ponerse totalmente horizontales y así servir de cuna, para que el bebé duerma fuera de casa.
Con respecto a la dirección que enfrenta el bebé, hay cochecitos que miran hacia adelante, otros hacia atrás –enfrentando a quien dirige el carrito-, y una tercera clase que es reversible y nosotras podemos optar por la mejor orientación, según el lugar por donde transitemos. En todos debemos asegurarnos que cuente con un arnés de seguridad de cinco puntos.
Fuera de estas opciones básicas, encontraremos diseños para todo tipo de gustos y usos: hay carritos de tres ruedas que aportan mayor amortiguación en las distintas superficies; hay también de tipo “aventura” con ruedas todo terreno; y por supuesto los modelos para mellizos, trillizos, etc. Además, las distintas marcas ofrecen distintos accesorios acompañando el coche. Tenemos que tener en mente la utilidad de las capas transparentes para los días de lluvia y de los distintos compartimentos y redes para transportar cosas que cada modelo trae.



Share on Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada